• chinesteta-bluefish-125-1000

    Fangler 125

    24,00
  • Señuelos para anjova

    Fangler 140

    24,00
  • chinesteta-palo-130-1000

    Palo 130

    24,00

Te vamos a mostrar los mejores señuelos para la pesca de la anjova. Este pez de color verde-gris blanquecino es una de las capturas más deseadas por pescadores de todo el mundo. Pero, cuando nos adentramos en la pesca de la anjova, el señuelo que elijamos es muy importante para tener posibilidades de éxito. En Chinesteta se creó hace 15 años y desde entonces pescamos anjovas con nuestros señuelos artesnales. En este artículo veréis nuestros mejores Chinestetas para la pesca de la anjova, popularmente llamada “dorao” en tierras valencinas.

Pero, antes de detallar los señuelos adecuados, veamos como es nuestra popular anjova, un pez espectacular por sus ataques y sus saltos cuando está enganchado en nuestra caña.

Las características de la anjova

 

La anjova en latín es Pomatomus saltatrix, la única del género Pomatomus que a su vez es el único de la familia pomatómidos (latín Pomatomidae), son una familia de peces frecuentemente incluidos en la familia de los carángidos (Carangidae).

Es un pez pelágico marino que se encuentra distribuido alrededor del mundo en aguas templadas y subtropicales, excepto en el norte del océano Pacífico. Es apreciado gastronómicamente y popular en la pesca deportiva. Es un pez moderadamente proporcionado, con una cola ancha y bifurcada. La primera espina dorsal de la aleta esta normalmente plegada en una ranura, igual que sus aletas pectorales. La coloración dorsal es verde azulado grisáceo, perdiendo el color a blanco en los lados de abajo.Tiene una única fila de dientes en cada mandíbula, que son uniformes en tamaño, filosos y afilados como cuchillas. Normalmente tienen un tamaño de entre 18 cm y unos poco gramos, alcanzando los ejemplares más grandes los 15 kg, aunque los ejemplares que pesan más de 9 kg son excepcionales.

Esta es nuestra anjova, capaz de atacar nuestros señuelos con mucha ferocidad.

Está ampliamente distribuida alrededor del mundo, en aguas tropicales y subtropicales. Se encuentran en aguas pelágicas en gran parte de las plataformas continentales a lo largo del este de América (aunque no entre el sur de Florida y el norte de Sudamérica), África, el mar Mediterráneo y el Mar Negro (y durante la migración entre ambos), el sureste asiático y Australia. Se encuentran en una variedad de habitats costeros: encima de la balda occidental, en aguas activas cerca de playas de fuerte oleaje, o en promontorios rocosos.1​ También habitan en estuarios y se adentran en aguas salobres. Periódicamente, abandonan las costas y migran en bancos a través de mar abierto.

Los adultos miden normalmente entre 20 y 60 cm, con un máximo documentado de 120 cm y 15 kg. Se reproducen durante la primavera y el verano, y pueden vivir hasta 9 años. Los alevines forman parte del zooplacton y están en gran medida a merced de las corrientes. Tal y como ocurre con la mayoría de peces marinos, sus hábitos de desove no son bien conocidos.

Son peces de actividad principalmente diurna, fuertes y agresivas, y viven en grupos sueltos. Son rápidos nadadores que se alimentan de bancos de peces pasto, y continúan atacándoles con frenesí incluso cuando ya están saciados. Dependiendo del lugar y estación, prefieren arenques y otros peces similares a la sardina (Clupeidae), verdeles (Scombridae), roncos (Haemulidae), boquerones (Engraulidae), gambas y calamares. Practican el canibalismo y a menuda comen alevines de su propia especie. La anjova a veces persigue a sus presas en la superfície, atacando a los bancos en aguas muy poco profundas, batiendo el agua.

A la vez, las anjovas son presa de depredadores más grandes en todas las etapas de su ciclo vital. Cuando son jóvenes, caen víctima de una gran variedad de depredadores oceánicos, incluyendo el róbalo rayado, pescados azules más grandes, platijapescadillaatúntiburonesrayas y delfines. De adultos, son presa de atunes, tiburones, peces velafocasleones marinos, delfines, marsopas y muchas otras especies.

Cuando están activas nos depararán grandes ataques en superficie.

Las anjovas deben ser manejadas con precaución debido a su habilidad para morder manos desprevenidas. Algunos pescadores han sido heridos de gravedad, y llevar guantes puede ser de ayuda. No es recomendable vadear o nadar entre bancos de anjovas alimentándose.

Si estos motivos te atraen y decides adentrarte en la pesca de la anjova, aquí te recomendamos los señuelos más lanzadores del mercado y con mejor movimiento, fabricados artesanalmente en madera y plomados uno a uno. Ponte cómodo y sumérgete en el maravilloso mundo de la pesca de la anjova “dorao”.

Cómo escoger el mejor Chinesteta para anjova

 

Que llegue donde los demás no llegan

Esto creo que es lo más importante a la hora de decantarse por un Chinesteta. Desde que empezamos hace 14 años a pescar y diseñar señuelos para anjovas, nuestra prioridad fue siempre el lanzamiento. No podían ser unos señuelos más, tenían que ser los señuelos que más se lanzaran. Siendo fabricados en madera de tilo y plomados según la acción que queremos que consigan, hemos conseguido unos señuelos muy muy lanzadores, muy equilibrados, que no hacen un helicoptero en el vuelo y llegan mucho más lejos que los demás señuelos de plástico. Con este plus de distancia, conseguimos llegar donde estén comiendo las anjovas.

En la imagen un Palo 180, lanzamiento y movimiento espectacular.

Sin duda ha sido mi mayor empeño como creador de señuelos, primero el lanzamiento y acompañarlo de un buen movimiento, pero de esto hablaremos enseguida.

Que se mueva bien

Esta fue la segunda prioridad al crear mis Chinestetas, que tubieran un movimiento muy atrayente para los depredadores. Se el radio de acción fuera muy amplio y que avanzaran muy lentamente, para estar más tiempo en el agua y tener la posibilidad de ser atacado durante más tiempo.

Es algo que creo he conseguido durante estos años, gracias a la madera que uso y al plomado preciso de cada modelo que fabrico. También tiene mucho que ver el diseño, porque mis Chinestetas suelen tener la cabeza más fina que la parte trasera y eso le da un movimiento más amplio y mucho más sencillo de hacer. Con el mínimo toque de puntera tu Chinesteta se moverá y al ser tan amplio el movimiento, avanzará muy lentamente.

Para peces como la anjova, creo sinceramente que un Chinesteta es una opción ideal, lo han demostrado estos últimos 15 años, haciendo difrutar a todos los pescadores, consiguiendo muchísimas capturas.

Una de mis primeras anjovas, que ilusión me hizo.

Los Chinesteta para anjova

Fangler 140 (50 g)

Fangler 140

Gran foto del maestro Nicola Zingarelli.

Buque insignia de los Chinesteta para anjova, viene a ser lo mismo que el nuestro Llobarro para la lubina. Es un skipping lure hundido fabricado en madera de tilo y plomado a conciencia. Lleva todo el peso trasero para conseguir un lance infinito y un vuelo perfecto, sin desviaciones por el viento. Es como una flecha desde que sale de la caña hasta que cae, siempre va recto. De ese modo conseguimos distancias de lance fuera de lo común. Y con ello una ventaja añadida cuando los peces están lejos.

La forma viene de un video americano que me pasaron hace muchos años, donde se veía a unos pescadores pescando anjovas en Estados Unidos, con vadeadores metidos en el mar. Pescaban con unos señuelos artesanales de madera, de superficie que conseguía muchísimas capturas. Hice una versión Chinesteta de ese mítico señuelo y nació el Fangler 140.

Durante estos más de 10 años que está al alcance de los pescadores de toda España, ha conseguido infinidad de capturas, siendo las anjovas las más predominantes.

Como todos los Chinesteta viene en 18 colores distintos, que los podéis ver en mi web:

http://www.chinesteta.com/mar/

Foto mítica de dos grandes amigos, dos grandes pescadores. Apasionados del Fangler 140.

Fangler 125 (45 g)

Fangler 125

Hermano pequeño del Fangler 140, similar forma, igual plomado, mismo lanzamiento, igual movimiento. Es más compacto que su hermano mayor y yo creo que aún vuela mejor, pero puede que sean cosas mías. Skipping lure fabricado en madera de tilo y plomado hasta la saciedad. Con un peso de 45 g y una longitud de 125 mm será tu aliado perfecto para pescar anjovas.

Disponible como todos los Chinestetas en 18 colores distintos.

http://www.chinesteta.com/mar/

 

Palo 180 (40 g)

El primer Palo 180, del 2010.

La historia de este modelo es muy singular, hace casi 10 años torneando madera en mi taller, hice una decena de modelos distintos, de varios tamaños. Entre ellos había un encargo de un paseante que fuera muy largo y muy fino, para pescar anjovas. Salió justo el modelo de la foto, que en ese momento no tenía ni nombre. Ese modelo el dueño lo perdió pescando en la Gola del Perellonet y un día después lo encontró otro pescador. Este segundo pescador quedó fascinado del movimiento de este modelo que provocaba muchos ataques de nuestras queridas anjovas. Lo usó en varios escenarios, teniendo siempre idéntico resultado. No creían que un simple palo de madera, consiguiera tal acción y tanta efectividad. Cariñosamente le llamaban “el Palo” y por eso quedó ese nombre “Palo 180”.

Este segundo pescador fue preguntando porque no sabía quien lo fabricaba y querían conseguir más Palos. Después de varios días buscando llegó a mi una foto de este mismo modelo y por supuesto le dije que era un Chinesteta y que podría preparar más Palos 180.

Los 3 primeros Palos 180.

Como véis en principio quise llamarlos Big Dancers 180, pero la presión social hizo que bautizara a este modelo como Palo 180. Siendo sincero no he sabido darle la popularidad que tiene el Fangler y pasé un poco de este modelo porque bajó muchísimo la población de anjovas en Valencia. Y me centré en el Palo 130, que veremos a continuación. Pero ahora este 2019 voy a volver a lanzar el Palo 180 y viene para quedarse muchos años.

Movimiento del Palo 180

https://www.youtube.com/watch?v=RVeqXsgm3qE

 

Palo 130 (30 g)

Palo 130

El Palo 130 es el hermano pequeño del Palo 180, misma forma y misma movimiento en el agua. Es un paseante flotante, su tamaño lo hace ideal para muchas especies depredadoras: anjovas, lubinas, basses…… serán sus principales adversarios. Tiene buen lanzamiento gracias a su forma y sobretodo a su plomado y tiene un amplio movimiento, que provocará muchos ataques y dará muchas capturas.

Una de las mejores fotos hechas a un Chinesteta.

Algunas de nuestras armas para pescar anjovas.

Servidor con el Palo 180 y el Palo 250.

Aquí dejamos a la familia de los Palos, señuelos que en los próximos años darán mucho trabajo a este humilde creador.

 

Sorino 150 (30 g)

 

 

Primer Sorino 150 (25-11-2010)

Este Sorino 150 nació gracias a la idea de un amigo pescador, que me dijo que si podía hacer un darter dándole la vuelta a un pencil popper. Rapidamente me puse manos a la obra y creé este Sorino 150, sin nada de plomo, solo madera de tilo. En un principio lo bauticé como Big Darter 150, pero como luego hice versiones más pequeñas y las llamé Sorino, pues este lo rebautizo como Sorino 150.

Es un darter flotante con la cabeza cortada en bisel, la toma delantera queda baja para cuando empecemos a recoger se hunda inmediatamente y vaya por debajo a 50 cm de la superficie. Si se lleva linealmente tiene un contoneo tranquilo. Pero yo lo creé para llevarlo a tirones, como un paseante hundido y ahí cobra su verdadero sentido y su mayor atracción. He conseguido muchísimas anjovas, con este Sorino 150 y pese que apenas se ha vendido, igual por su forma o que no he sabido venderlo. Para mi siempre es un fijo en mi caja de pesca a la anjova.

Su lanzamiento no es espectacular, no quiero engañar a nadie, es un lanzamiento normal, porque no lleva nada de plomo, por tanto es víctima de las rachas de viento. Pero una vez cae en el agua y moviendolo como es debido, pasarán cosas como estas.

Anjova pescada con el Sorino 150.

Este día fue inolvidable.

Así quedó mi Sorino 150, después de un día completito.

En definitiva un gran señuelo, que de alguna manera me lo guardo para mis días de pesca. Porque no creo que se venda mucho, si llego a ponerlo a la venta. Pero es una pena que algo que realmente funciona y te salva jornadas que no quieren comer en superficie, no llega a las manos de todos los pescadores de anjovas.

 

Triples reforzados

 

Una parte muy importante de un buen señuelo para anjova son los triples que empleamos. Como no quiero tener problemas con ningún cliente, pensé en utilizar unos buenos triples. Todos los Chinesteta para la pesca de la anjova llevan dos triples VMC 9626PS x3, en tamaño #2/0. Es un triple reforzado, que aguanta muy bien el agua salada y es muy resistente a los ataques de los peces.

Triples VMC 9626 Ps x3

 

Escenarios para la pesca de la anjova

 

Mi amigo Juanjo Tafalla cargando su caña.

Escenarios para la pesca de la anjova.

Fantástico lugar para la pesca de la anjova.

Iñaki Muga y servidor pescando anjovas.

Vale la pena vivir momentos como este.

 

La importancia del Captura y Suelta

 

La eterna lucha entre pescadores que liberan las anjovas y pescadores que no las liberan. Una pelea que no acabará nunca porque siempre habrá pescadores en ambos lados. Y de alguna manera es algo lógico y hasta normal. Haciendo una reflexión de estos 15 años pescando anjovas y viviendo momento tensísimos por este mismo motivo, creo que hay que llegar a un punto intermedio, donde nos respetemos unos a otros.

Se puede sacrificar algún pez de vez en cuando siempre que uno vaya a comérselo, no a regalarlo a un vecino o a tirarlo a la basura. Pero no se deben repetir matanzas desmesuradas donde la sin razón se apodera de los pescadores y decenas de anjovas quedan en la arena, para ser llevadas a unos bares donde las compran por 2 €/kilo. Mañana pondré la foto de la pirámide de anjovas que se hizo hace unos años cerca de Valencia. Y la pondré para que no se repita, porque hemos tenido 7 años que las anjovas desaparecieron de las costas valencianas. Donde muchos nos pasamos a la pesca del bass, por ese mismo motivo.

Esto es algo inaceptable

Este 27/12/2010 se cometió una barbaridad, sacrificar tan gran número de anjovas suposo después padecer muchos años de escasez de estos grandes depredadores, que tanto nos hacen disfrutar. Entiendo que se puedan llevar alguna, pero hacer estas barbaridades va en contra de nosotros y de la pesca deportiva. Por el bien de nuestro deporte y de nuestros peces practiquemos el captura y suelta.

Hagamos una pesca responsable y liberemos a estos grandes depredadores que nos dan tantas alegrías.

Liberando una gran anjova.